lunes, 22 de febrero de 2010

rebozadodepestañas

“Rebozado de pestañas”,
así se llama la receta
que voy a preparar
esta noche
para cenar.

Te arrancaré
una a una las
orillas de tus
ojos
(prometo no hacerte daño,
mi amor)
y en su lugar
colocaré el tallo
de una rosa
roja
(sin espinas).

Las iré
metiendo en mi
boca
(las pestañas)
hasta condimentarlas con
mi saliva.

Y las escupiré
(procurando no
salpicar)
en el plato
de la harina
—no les pondré
huevos,
últimamente
sobran en esta
casa—.

Y así,
con tallos en los
ojos,
ya no podrás
abrirlos y
dejarás de mirar
con deseo
a todas las mujeres
que vienen
a comprar a
la mercería.

Quizás
vuelvas
a mirarme
a mí.


yolandacocinera

9 comentarios:

  1. Este es de los buenos, Yolanda. Enhorabuena.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Uuuf... genial, sí señora; este es de los que a mí me gustan.

    ¡Mássss por favor!

    Un beso, guapa.

    ResponderEliminar
  3. Una receta de mucho fundamento... que diría Arguiñano

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Eres genial, Yolanda. La próxima vez que cenemos en el Coto, recuerda que pidamos pestañas rebozadas.

    Besicos tobarreños.

    ResponderEliminar
  5. Muy original la receta, hay que divulgarla, hay mucho mirón suelto.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. MANUEL: graciaaaasssss, je,je, te gusta el surrealismo realista, a mí también.
    SUSANA: gracias a tí también, sí, a mí me van también estas historias.
    JASONIA: estaría bien enviársela a arguiñano, buena idea, lo haré.
    LARA: Pues mira, los restaurantes serían menos aburridos si pusieran estos nombres a sus platos. Ya puedes proponerlo. nos veremos pronto por allí. Gracias corazón.
    JOSEFINA: siiii... mucho mirón, claro que nosotras también podríamos mirar más...je,je

    gracias a todos.

    ResponderEliminar
  7. Precioso, me ha encantado! Un saludo Yolanda.

    ResponderEliminar
  8. Precioso, me ha encantado. Un saludo Yolanda.

    ResponderEliminar