miércoles, 8 de abril de 2015

poemadecumplevida: a todas las mujeres que amo...



Para ti, que aún sin pronunciar tu nombre,
se hace milagro.


Yo no quiero
que nazcas por mí,
ni que recojas
mis huesos
si te los encuentras
entre las sábanas
de la habitación
de invitados y
apaleados
por amor.

No.

Ni tampoco aspiro
a que me llames,
intimidada,
si visitas mi ciudad.
Prefiero que
te presentes
sin avisar,
con el pan y
la pasión
para almorzar.
Esta reina de la guillotina
siempre congela
abrazos
en la nevera
para ti
(y para nuestros gin tonics).

Lo que yo deseo,
amigahermana,
es sembrarme
en tu sangre y
codiciarte libre.
Sin promesas
ni juicios;
sin fechas
difuntas ni
recuerdos
pasados por agua
(y a veces por llanto).

Y sobre todo,
que mi nombre
te traspase
de ternura y
que sepas
que esta bruja
siempre,
siempre,
siempre,
estallará
contigo.

Te lo juro;
por mis
(sueños)
vivos y
por mis
(olvidos)

muertos.





yolandaquehomenajeaasusamigas

No hay comentarios:

Publicar un comentario